Extremos epicúreos

extremismo

Traducción de Jesús Guevara, del original, por Ilkka Vuoristo y reproducida con su permiso. El contenido refleja las opiniones de Ilkka; opiniones adicionales han sido añadidas como notas separadas de Hiram Crespo y del traductor, Jesús Guevara. El contenido está en el dominio público y está disponible para uso no-comercial.

¿Extremos?

La filosofía epicúrea es sutil. Se supone que es una guía para la vida, y dado que la existencia humana es un tema realmente complejo, la filosofía también, por ello, debe serlo. Hay muy pocos problemas que se nos tratan de presentar en blanco y negro. Ni siquiera es una cuestión de grises … La filosofía epicúrea es un arcoíris.

En la superficie, las cosas parecen bastante fáciles. Placer, bien; Dolor, mal. Pero … y siempre hay un pero … casi de inmediato, surgen preguntas. ¿Qué tipo de placeres son buenos? ¿Cuales placeres? ¿Placer a qué precio? Una filosofía hedonista adecuada respondería a tales preguntas. Y Epicuro lo hace.

Lleva tiempo y esfuerzo comprender todas las sutilezas. Es quizás esta dificultad, más que ninguna otra, la que provoca las posiciones extremas que circulan entre los epicúreos de hoy.

Aquí abordaremos tres de ellos. Quizás al final verás el hilo conductor.

Ascetismo.

27. Consideremos que, de los deseos, unos son naturales y otros vanos y vacíos. 28. De los deseos naturales, unos son necesarios y otros no. 29. Y de los deseos necesarios, unos son necesarios para la felicidad, otros para el bienestar del cuerpo, otros para la vida misma.

30. Quien tiene un entendimiento correcto de esto sabe como llevar a cabo elecciones y omisiones refiriéndose a la salud del cuerpo {aponía} y a la imperturbabilidad del alma {ataraxia}, ya que ésta es la meta de una vida feliz. 31. Es para vivir felices que lo hacemos todo; para no sufrir ni sentir temor.

Carta a Meneceo.

Hay algunos epicúreos que promueven el ascetismo. Teniendo en cuenta que estamos hablando de un sistema hedonista, esto puede parecer extraño, pero hay una razón para esta opinión. No es algo que pueda ser barrido simplemente como una perspectiva obviamente equivocada, porque hay una razón por la cual alguien podría llegar a la conclusión del ascetismo.

Epicuro no recomienda que debemos cumplir y perseguir todos y cada uno de nuestros deseos. Hay límites a los placeres que debemos perseguir. Los límites a los placeres de mentir, engañar y robar son evidentes … pero ¿qué pasa con los deseos naturales pero no necesarios? ¿Con la gran mayoría de los placeres?

Puedes vivir una vida feliz sin ninguno de ellos. Por eso no son necesarios. Algunos argumentan que no debes cumplirlos, que debes abstenerte de ellos al igual que de los deseos vanos. Esta visión se ve reforzada por el hecho de que muchos deseos y placeres no necesarios pueden volverse peligrosos. Puedes consentirte demasiado y dañarte. Entonces, ¿no sería mejor cumplir solo los necesarios, solo para estar seguros?

Por suerte, todos tienen la vaga sensación de que esto está de alguna manera mal. ¿Podemos articular por qué pensamos esto? Tómese unos minutos para probar y pensarlo detenidamente antes de seguir leyendo.

(…)

Porque todos los placeres son buenos.

“Ningún placer es en sí mismo malo, pero las cosas que producen ciertos placeres conllevan molestias muchas veces mayores que los placeres mismos”.

Máxima Capital N.º 8.

Si dices que “estos placeres son categóricamente malos”, estás confundiendo a Epicuro. Para él, todos los placeres son Buenos … Es solo que algunos traen consecuencias a largo plazo que son malas. La clasificación de los placeres en la Carta a Meneceo es conceptual. En el mundo real solo hay placer, no hay tipos de placeres claramente definibles [como en un supermercado y sus divisiones entre galletas, charcutería y vegetales].

La condena de algunos placeres sin analizar sus consecuencias es muy común hoy en día, pero no obstante es un error.

(Nota para aquellos de nosotros que hemos estado en las trincheras filosóficas durante mucho tiempo: sí, es la influencia de esa escuela filosófica …)

Lo catastemático es mejor que lo cinético

Este extremo toma dos formas. En primer lugar, es la desvalorización de los placeres activos (cinéticos), en favor de los placeres estables (o catastemáticos). En segundo lugar, es la desvalorización de los placeres corporales, en favor de los placeres de la mente. Estas posturas son ligeramente diferentes entre sí, pero básicamente causadas por el mismo error.

El objetivo de la filosofía epicúrea es la felicidad. Este es el estado de falta de dolor perfecto, ya sea en el cuerpo o en la mente. La antigua palabra griega para esto es eudaimonía. Debido a que Aristóteles usó este término de manera prominente, Epicuro y los epicúreos usaron los términos más precisos de aponia y ataraxia. La falta de dolor del cuerpo y la falta de perturbación de la mente, respectivamente. Libertad del dolor y la ansiedad.

Aquí es donde comienza el problema. Es común combinar placeres activos y corporales por un lado, y estables y mentales por el otro. Igualmente común es pensar que lo mental es superior al cuerpo. Hay alguna justificación para esto en nuestras fuentes, pero recuerde que la filosofía es sutil.

“Además, [Epicuro] no está de acuerdo con los cirenaicos porque sostienen que los dolores corporales son peores que los mentales; en todo caso, los malhechores sufren castigos corporales; mientras que Epicuro considera que los dolores de la mente son peores; en cualquier caso la carne soporta las tormentas del presente solo, la mente soporta las dolencias tanto las del pasado y como las del futuro, así como también las dolencias del presente. De esta manera también sostiene que los placeres mentales son mayores que los del cuerpo “.

Diógenes Laercio en Vidas de los Filósofos más ilustres, Libro X.

Es comprensible leer este pasaje en el libro de Laercio y salir con las ideas de “los placeres catastemáticos son mejores que los placeres cinéticos” y “lo mental es mejor que lo corporal“. El error es una cuestión de citar a Epicuro fuera de contexto … Este pasaje es tanto la fuente como la respuesta a esta posición extrema.

Lee el párrafo cuidadosamente. ¿Lo ves?

De nuevo, tómate tu tiempo…

(…)

La diferencia entre lo mental y lo corporal, o lo catastemático y lo cinético, no es una cuestión de calidad, sino de cantidad. Los dolores mentales son peores porque hay más de ellos, y los placeres catastemáticos son mejores que los cinéticos porque hay más de ellos. El cuerpo y la cinética son para el aquí y el ahora, mientras que lo mental y lo catastemático se extienden en tiempo y cantidad.

Puedes tener todos los placeres mentales que puedas, pero si descuidas el cuerpo, nunca serás feliz. También puedes disfrutar de todos los placeres catastemáticos que quieras, pero si no te permites el placer cinético de comer … te mueres.

(Nota desde las trincheras filosóficas en otro frente: el dualismo mente-cuerpo es una tontería religiosa. Un ser humano es un todo, no una mera colección de partes).

Epicuro era ateo

“Primeramente, considera a la divinidad como un ser incorruptible y dichoso. (…) 8. Porque los dioses, desde luego, existen: el conocimiento que tenemos de ellos es claro y evidente.”

Carta a Meneceo.

Entiendes que llamar ateo a Epicuro era un insulto, ¿no? Y uno letal, por cierto. Asesinaron a Sócrates por falsos cargos de ateísmo, entre otras cosas …

Leer la Carta a Meneceo debería curar a las personas de esta noción, pero aparentemente las propias palabras de Epicuro no bastan …

Epicuro no era una persona tonta que no entendía nada sobre las sociedades humanas de su tiempo. La religión sigue siendo un problema importante en nuestras sociedades hoy. Él vio la importancia de una comprensión adecuada de lo divino, y enseñó en consecuencia.

El propósito de la filosofía epicúrea no es promover el ateísmo ni ninguna otra posición teológica. El objetivo (telos) es enseñar a los seres humanos como vivir felices. ¿Podrías vivir en paz si pensaras que hay tortura en la otra vida esperándote? ¿O que el rugido en los Cielos era que Thor/Zeus/Cristo venía a matarte?

“Si no refiere en toda ocasión cada una de sus acciones al fin último prescrito por la naturaleza, sino que en sus elecciones y omisiones elige otro fin, sus acciones no serán consistentes con sus teorías”.

Máxima Capital N.º 25.

Esta Doctrina Principal se aplica al objetivo final de todo el sistema, así como al objetivo de una sola vida. El objetivo es únicamente, y siempre, la vida feliz de un ser humano.

Dios no te odia.

Este es el comienzo de las posiciones teológicas en la filosofía epicúrea. Y no se equivoquen, la filosofía es una cosmovisión religiosa.

La filosofía epicúrea no es ateísmo en principio, pero sí en la práctica. Los dioses (que no existen) no están involucrados para nada en la vida humana. Así que rásgate la camisa, quítate tu ropa interior, y respira profundamente.

La filosofía epicúrea tiene implicaciones y posiciones religiosas, pero no es una religión. De hecho … Puedes tener tu pastel ateo y comértelo también.

¿El hilo conductor?

¿Lo captaste?

Es cierto que era una pregunta retórica, y un poco injusta. La respuesta estaba en la primera oración: sutileza. El error, tan tristemente común, es que las personas buscan la respuesta aparentemente fácil … y se ven traicionadas. El asceta se niega a sí mismo placeres perfectamente buenos, el “catastemático” ignora a su cuerpo, y el ateo ataca de frente a la religión cuando una maniobra de flanqueo es muy superior.

Tener una fiesta ocasional con amigos es algo maravilloso. Usar nuestro cuerpo de muchas maneras diferentes es el camino hacia la salud. Y observar la confusión en la cara de un líder religioso cuando comienzas a hablar sobre las almas atómicas, es puro schadenfreude … pero sigue siendo un placer.

be happy signage

Photo by Gabriel on Pexels.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s